jueves, 13 de febrero de 2014

¿Podrá Facebook hacer sombra a Twitter y dominar la escena televisiva?

En más de una ocasión hemos destacado las virtudes de Twitter como herramienta para participar en la conversación televisiva, interactuando en tiempo real con otros usuarios sobre el programa o evento del momento. Sin embargo, Facebook no está dispuesto a renunciar a su parte del pastel, y también ha dado sólidos argumentos que le permiten reclamar su relevancia en la actividad diaria frente al televisor.
Así, ha hecho público un informe, en colaboración con SecondSync, donde se mostraba cómo los usuarios de Facebook recurrían a esta plataforma durante eventos de especial trascendencia mediática, registrando puntos más álgidos de actividad similares a los que se registran en Twitter. 
Como cabría esperar, las interacciones más habituales por parte de los usuarios de Facebook son los Me gusta, que duplican ampliamente a los comentarios, mientras que las publicaciones y shares reducen su presencia drásticamente.Esto supone una clara desventaja respecto a Twitter, quien, como buena plataforma de microblogging, permite ágilmente comentar, compartir y descubrir contenido a golpe de clic.

La gran baza de Facebook es el aplastante número de seguidores que posee. Con más de 1.200 millones de seguidores, es difícil no obtener una mínima representación en cualquier tema o actividad. Un hecho que pudimos apreciar en la reciente Super Bowl, el evento deportivo por excelencia. Los datos de Crowdtap estimaron con anterioridad a la jornada que Facebook sería la plataforma social que mayor actividad registrara  (55,8%), mientras que el 25,1% de los espectadores utilizaría Twitter.
En esta lucha por conquistar el prime time, ambas plataformas tienen mucho que decir. De una parte, Facebook defiende que cada noche alrededor de 100 millones de sus usuarios se disponen a consumir y compartir contenido televisivo, solo en Estados Unidos. En cambio, Maheu, portavoz de Twitter ha defendido en más de una ocasión que el 95% de la conversación social televisiva sucede en su plataforma de microblogging. La agilidad del pajarito ofrece una dura resistencia al gigante de las redes sociales.
Otro punto a favor de Twitter es su archiconocido trending topic. Un baremo que ha sobrepasado las fronteras de la plataforma 2.0 para convertirse en referencia de la magnitud y relevancia de un tema por parte de los usuarios. No es de extrañar entonces que incluso Facebook haya decidido plagiar directamente esta idea, y ya está trabajando para implementarla en breve.
La batalla está servida, Twitter parte con ventaja, dado que los usuarios la prefieren a la hora de interactuar y seguir la actividad 2.0; sin embargo, no podemos olvidar que Facebook supera en tamaño y hará lo que esté en su mano por propiciar las interacciones dentro de sus fronteras.