lunes, 22 de abril de 2013

Simpatía, claridad y originalidad las bases de la Comunicación en Social Media

Todo el mundo busca la fórmula para triunfar en las redes sociales, pero lo cierto es que no la hay.  Existen parámetros o directrices que hacen que podamos crear una línea que nos permita llegar a nuestro objetivo.

Como en la vida real, las redes sociales, premia la simpatía y la claridad. A nadie le gusta tratar con personas, que no son claras y que encima no son agradables. Esto mismo sucede en las redes sociales, todos estamos con alguien por algo. Bien por cómo nos hace sentir, por lo que nos aporta, por como aprendemos, etc.
En el entorno online, esto también sucede. Creemos que las reglas de internet, son diferentes a las reglas de la vida real y lo cierto es que la comunicación es la misma. Pero entran en juegos factores que tenemos que tener en cuenta al no tener esa comunicación cara a cara.
Son muchos los factores que hacen que el entorno online nos parezca desconocido e incluso nos dé miedo a decir algo o a publicar algo. Pero haciendo un balance de la comunicación en los últimos diez años, nos daremos cuenta de que no son tan complicados.
A nadie le gusta que la gente le avasalle en la calle, ni que constantemente le esté hablando si no le conoce, o si no se ha ganado su interés. Esto mismo sucede en las redes sociales. No queremos que nos molesten, que nos invadan. Llevan mucho tiempo haciéndolo.  Hemos de ser originales, únicos, diferentes, de este modo será el usuario quién se preocupe por encontrarnos, por hablar con nosotros y por seguirnos.
A veces las leyes de Social Media, se basan en la lógica, en la cordialidad y sobre todo en la educación. Siempre que decidas hacer algo que pienses que pueda molestar, imagínalo en el entorno offline, así te será más fácil.
En ocasiones la empatía es la mejor manera de entender cómo se sienten el resto de usuarios ante tu comportamiento, también te ayudará a ver que  sentimientos generas en la red.